Política

Organizaciones feministas convocan a diálogo para analizar demandas

septiembre 19, 2020

Ciudad de México.- Más de 900 organizaciones feministas, así como académicas, activistas y legisladoras, convocaron a un diálogo abierto a realizarse a finales de la próxima semana para analizar diversos temas, entre ellos la ocupación de la sede de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y las demandas del movimiento en contra de la violencia de género.

En entrevista con La Jornada, Renata Turrent, colaboradora del Instituto Nacional de Formación Política (INFP) de Morena, explicó que uno de los propósitos de esta iniciativa es analizar las exigencias de las feministas de todo el país, sin centrar el debate en la renuncia de la ombudsperson Rosario Piedra Ibarra, como han exigido algunos grupos de familiares.

"Más allá de la toma de la CNDH, hemos visto a muchas compañeras que están en desacuerdo con que se esté pidiendo la cabeza de Rosario, cuando creemos que hay otros entes políticos de los que realmente tendríamos que pedir su cabeza, en específico muchos de los fiscales" de los diversos estados, señaló.

"Hubo un momento en la (toma de la) CNDH en los que se amenazó con destruir expedientes de otras víctimas y ese fue un foco rojo. El segundo punto de discordia sí fue el tema de Piedra, porque nos pareció extraño que se esté pidiendo la cabeza de Rosario, cuando ha tenido disposición de hablar las cosas y la semana pasada salió a decir que estaba buscando que las Recomendaciones de la CNDH fueran vinculantes", dijo Turrent.

Tras enfatizar que pedir la salida de Piedra Ibarra sería "injusto", la experta en políticas públicas indicó que algunos grupos feministas se concentran en la renuncia de la ombudsperson, "mientras las Fiscalías están comiendo palomitas, sin ningún tipo de señalamiento público, cuando ellas son las que tienen la responsabilidad de investigar" los feminicidios y otros delitos graves.

"Pedir la cabeza de alguien que por primera vez está tratando de transformar la CNDH, alguien que realmente entiende el tema de las víctimas, ¿para que nos pongan a alguien como (el senador sin partido Emilio) Álvarez Icaza? Eso sería, desde mi punto de vista, catastrófico", añadió.

Turrent subrayó que la convocatoria de diálogo no busca criticar a quienes mantienen la toma de la CNDH. "Las acompañamos en absolutamente todo, pero sí tenemos que madurar como movimiento político, crear una estrategia conjunta más sabia y dialogar las diferencias internamente para que no haya más rompimientos" que lastimen al movimiento feminista.

En ese sentido, afirmó que "la toma fue muy poderosa políticamente y yo la celebro. Son símbolos válidos y necesarios, pero me parece que no resuelven nada estructural. Una vez que se volcó la narrativa hacia cuáles son las demandas y el pliego petitorio, hay un espacio que se debe aprovechar para negociar con unas autoridades que están abiertas a hacerlo".

Con respecto a la posibilidad de que haya más tomas de sedes en el país, Turrent subrayó que se debe ser responsable y considerar los posibles efectos de ello "en estados mucho más represores: ya vimos lo que pasó en Guanajuato y en el Estado de México. No es lo mismo protestar aquí en la Ciudad de México, que protestar allá, donde realmente te reprimen".

La académica destacó que la convocatoria tiene el apoyo de 11 colectivas, 74 "círculas" de estudio del INFP y 845 activistas o investigadoras a título personal, y que el diálogo se llevaría a cabo a finales de la próxima semana.

"No es necesariamente una iniciativa o un frente de feministas nada más de Morena ni mucho menos, hay gente de todos lados y es totalmente abierto. Queremos hacer un espacio de diálogo respetuoso para pensar una estrategia hacia delante", recalcó.