Política

Federico Martínes "Saleri", el pescador olvidado

julio 13, 2020

Regresando a las crónicas del libro Jarochilandia (1971) de Anselmo Mancisidor Ortiz, me llamó la atención el capitulo dedicado a Saleri, un pescador que vivía en el patio del Río, ubicado en la avenida Zaragoza # 22 entre Arista y Esteban Morales en la ciudad de Veracruz.

Mancisidor relata que Federico Martínez alias Saleri en su juventud había sido banderillero en la cuadrilla de Lombardini y Pedro López y efectivamente la cuadrilla mexicana hizo una gira por la madre patria de acuerdo al diario taurino "el enano" de 11 de julio de 1909; desafortunadamente no pude encontrar algún dato sobre Federico Martínez como banderillero.

A esa cuadrilla mexicana le llovieron las críticas en España, por lo que posiblemente ante la falta de resultados alentadores en la vida taurina, Saleri probara suerte con la vida marina, con mejores resultados pues fue ampliamente reconocidas sus proezas en la ciudad de Veracruz por pescar grandes fieras marinas.

Mancisidor no señala mayores datos sobre la vida de Saleri, ni su fecha de o lugar de defunción, ni su llegada a Veracruz, así que intente buscar también sin éxito en los buscadores de la red y no fue hasta que pregunte a mi amigo Luis Álvarez de 93 años, antiguo estibador y líder del muelle, quien al referirle la historia con sorpresa resultó que don Luis cuando era niño lo había conocido; efectivamente vivía en el patio del Río, en el segundo piso con su esposa, que ere un tipo que parecía español.

Don Luis me contó que Saleri era propietario de un bote pequeño que dejaba en el malecón y que era el que utilizaba para ganarse la vida pescando, que cierta ocasión ocurrió un fuerte norte que hizo que Saleri se perdiera durante una semana en altamar. Todos pensaban que había muerto, pero de acuerdo a don Luis, pasada la semana, alguien fue avisar al patio que Saleri regresaba. – Todos corrimos al malecón - como era chamacos - a ver a Saleri, que para sorpresa regresaba con dos cornudas atadas a su pequeño bote, eran unos animales como de cuatro metros, que había atrapado en la bahía y que después exhibió en el malecón cobrando 10 centavos.

La historia me recordó a Hemingway con su Viejo el Mar y hasta llegue a pensar que si esta historia había sido a finales de los años 30´s del siglo pasado y Hemingway había escrito la obra en la Habana en 1951, pues no estaba tan descabellado pensar en que tal el famoso autor haya leído la hazaña de Saleri en algún diario veracruzano llegado a Cuba.

Para no quedarme con la duda, siempre gentil la Lic. Bertha Ahued Malpica, me permitió acceder a la hemeroteca del Decano de la prensa nacional, el Dictamen.

¡Eureka! Efectivamente el 19 de noviembre de 1934 el diario daba cuenta de la hazaña de Federico Martínez (a) Saleri "Una familia de Tiburones", en primera plana, donde habla de la captura y posterior exhibición en la playa de una tiburón hembra y sus crías por 10 centavos y el 3 de mayo de 1938 otra nota "Pescó Saleri una cornuda" donde se relata la captura de un tiburón cornuda que presumiblemente había atacado a dos personas en la bahía.

Desafortunadamente no encontré mayores datos, ni en los registros de defunciones de los años 50 o 60, tal vez algún estimado lector llego a conocer o es familiar de Federico Martínez y nos puede ayudar a rescatar la memoria de este gran cazador de fieras marinas hoy olvidado.