Economía

Sigue la pugna entre SUEM y cabildo; ciudad, afectada por falta de servicios

marzo 21, 2019

Coatzacoalcos, Ver.- El conflicto entre el ayuntamiento de Coatzacoalcos y el Sindicato Único de Empleados Municipales (SUEM) se mantiene y no se observa una solución inmediata, los servicios se encuentran detenidos y ahora los trabajadores empezaron a bloquear las calles. Luego de que las autoridades municipales recortaran a 400 trabajadores del ayuntamiento, como parte del proceso de austeridad que están haciendo, el sindicato ha salido a las calles a presionar, ya que consideran que el procedimiento fue incorrecto.

Los trabajadores se mantienen en paro en las instalaciones del taller de mantenimiento de obras públicas y la expo feria, bloqueando la salidas de los camiones recolectores y las pipas del municipio.

Este miércoles, los empleados empezaron a bloquear la avenida Revolución, en la colonia Centro y anuncian que van a incrementar sus acciones hasta lograr la reinstalación de sus compañeros.

En la ciudad, ya se empiezan a ver las montañas de basura en las esquinas, ya que el servicio de recolección no se ha realizado desde el pasado lunes.

Francisco Zamudio Martínez, regidor con la Comisión de Limpia Pública reconoció que el paro de labores está afectando a la población, quienes a se quejan por la falta de servicios.

Indicó que de manera emergente, los trabajadores de confianza con el apoyo de camionetas están recogiendo la basura que se genera en el primer cuadro de la ciudad, pero no han podido cubrir algunos sectores populares.

Además del servicio de recolección de basura, las autoridades municipales no han podido apoyar en la entrega de agua para las más de 30 colonias que aún no tienen servicio. Estas mismas unidades tampoco se han podido sacar las pipas que se utilizan para el control del incendio del ex basurero municipal de la colonia Santa Rosa, las cuales están dentro de las instalaciones de la expo feria.

Esta conflagración está fuera de control, ya que primero no se tenía suficiente agua para pagarlo, debido al cierre de las válvulas del acueducto y después por este conflicto. El regidor explicó que se requieren 500 mil litros de agua y existe una noria dentro del recinto ferial, al cual tampoco se tiene acceso. Las negociaciones entre las dos partes no han avanzado y en las próximas horas se anuncian más protestas.