Política

Se realizan marchas en Xalapa y Veracruz; en SS no se han practicado abortos: Ramos Alor

marzo 09, 2019

Estudiantes de diversas facultades de la Universidad Veracruzana (UV) salieron a las calles para exigir el derecho a decidir sobre su cuerpo, que se modifique la ley para que en la entidad se permita la interrupción legal del embarazo; denunciar el acoso sexual del que son víctimas en las aulas y que el Estado cumpla con otorgar seguridad a las mujeres.

En entrevista señalaron que en décadas pasadas las mujeres no salían a las calles solas por cuestiones culturales, porque se los prohibía la sociedad y en 2019 este derecho se sigue negado, porque estar solas en la vía pública es poner en riesgo su integridad física.

"No podemos salir solas a las calles por la inseguridad, violencia y el peligro que nos roben para vendernos, prostituirnos, para ponernos a hacer otras practicas de violencia como el narcotráfico y esto es porque las instituciones públicas y políticas nos arrebatan el derecho de personas, de individuos con derecho a tener la oportunidad de elegir" señalaron.

Son mujeres jóvenes que se concentraron en la facultad de Economía de la UV para pintar sus mantas con mensajes de "Votar, estudiar, abortar", "Cuando salga de casa quiero sentirme libre, no valiente", "Incomoda más una mujer que lucha que una mujer asesinada", y también pintaron los hashtag #NiUnaMenos #YoSiTeCreo.

Acusaron que "sí podemos ser universitarias, pero ¿a qué costo? A costo de sonreírle al profesor que nos violenta, a no vestirnos como queremos para que no nos vean lascivamente porque si nos llegan a hacer algo y nos vestimos de faldas nos culpan de la violencia".

Las estudiantes caminaron parte de la avenida Xalapa para incorporarse a Ávila Camacho y lo hicieron sin contar con el apoyo de las unidades de Tránsito o Policía Vial que en otras marchas si están presentes para dar seguridad.

Las estudiantes acusaron que otro tipo de violencia es todos los roles que le hacen cumplir a una mujer al mismo tiempo, y citaron como ejemplo que si una estudiante resulta con un embarazo, la obligan a continuar en las aulas, que se ponga a trabajar y atienda a su hijo o hija.

"Es una carga 10 veces más grande que la libertad de un compañero de nuestra edad que le dicen: ¿Quieres estudiar o quieres formar una familia? A un hombre sí le dan el derecho de escoger. A un hombre no se le cuestiona, o estudias o tienes una familia, ellos sí pueden hacer las dos cosas, tiene la libertad, entendimiento, pero si la chava es madre y estudia es tachada por la sociedad porque no cuida a sus hijos por estudiar. Somos violentadas" finalizaron.

Se replican protestas

La exigencia de aborto legal, seguro y gratuito se replicó en Veracruz con una lona colgada.

Al igual que ha sucedido en otros estados del país, las lonas verdes llegaron al espacio público para visibilizar la exigencia de los grupos feministas.

Las mujeres se citaron por la mañana en el puente de la avenida Ruiz Cortines, una de las más transitadas de la zona conurbada Veracruz-Boca del Río para colocar su demanda.

En el estado de Veracruz es el único que tiene decretada la Alerta de Violencia de Género por Agravio Comparado, debido a las leyes que impiden a las mujeres acceder a sus derechos.

La alerta, que fue la segunda para el estado, se decretó en marzo de 2017. Entre los aspectos que solicita es modificar el Código Penal para ampliar las causales de aborto legal por salud de la mujer, sin un tiempo límite por violación (actualmente son 3 meses) y hasta las 12 semanas de gestación manera general.

El Congreso del Estado recibió y discutió la iniciativa pero rechazó hacer las modificaciones. Hasta el momento no se ha vuelto plantear y las modificaciones necesarias siguen sin realizarse.

En un contexto nacional donde se pide la legalización de la interrupción del embarazo, tras la protección "de la vida desde la concepción" las veracruzanas se sumaron a la exigencia y pidieron modificar el Código Penal de Veracruz.

Salud no ha practicado abortos, en lo que va del año: secretario

El secretario de Salud, Roberto Ramos Alor, reconoció que en lo que va de la actual administración no se ha practicado la interrupción legal del embarazo (ILE) en los hospitales del estado.

Cuestionado sobre el cumplimiento a las recomendaciones de la Comisión Nacional para Atender y Prevenir la Violencia contra las Mujeres (Conavim) a los Servicios de Salud de Veracruz, dijo que hasta ahora no se ha hecho efectiva la Norma 046 que obliga a las autoridades a practicar la ILE en casos de violación, cuando esté en riesgo la vida de la madre, entre otros.

"Creo que el trabajo de nosotros es asistencial, no ha habido esa situación que usted plantea y no lo tenemos registrado. No lo hay, el trabajo asistencial para atender a las mujeres que vienen con amenaza de aborto y en lo que llevamos de trabajo clínico no (se ha practicado la ILE).

Además, aceptó que a tres meses de iniciado el actual Gobierno, aún no cuenta con un banco de datos sobre estos casos en que los doctores y enfermeras deben practicar la ILE.

Ramos Alor agregó que en la entidad existe un grave problema de violencia obstétrica en todos los hospitales, pues hay un procedimiento irregular que atenta la dignidad de la mujer en el momento del parto.

No obstante, dijo que ya cuentan con la estrategia para erradicar este tipo de violencia que sufren las mujeres, por lo que en los 60 hospitales de la dependencia habrá información.

"Es un problema grave, un problema que queda en cuatro paredes, en ocasiones en las salas de quirófano o en las salas de parto, y he sido testigo como pediatra clínico de estas irregularidades que en todos los hospitales se da, no es particular de uno".

Manifestó que las mujeres que son víctimas no denuncian los casos, por lo que es necesario concientizar a las personas para iniciar una cruzada de cambio de actitud del médico hacia la mujer que ya va a dar a luz.

El funcionario estatal rechazó conocer las estadísticas sobre los casos en que se presenta este tipo de violencia o incluso, las muertes a causa de esta falta.

"Es complicado decirles el dato porque les repito que esto se da entre las cuatro paredes de un quirófano y habría que documentarlas".