Municipios

Investiga Profepa muerte de jaguar en el municipio de Jesús Carranza

septiembre 22, 2018

Coatzacoalcos, Ver.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) localizó el cadáver de un jaguar presuntamente cazado por pobladores del ejido Las Perlas, municipio de Jesús Carranza, y anunció que presentará denuncia penal por el delito contra la biodiversidad.

En redes sociales, pobladores de Carranza mostraron al ejemplar de jaguar, una especie en extinción en el país, el cual había sido cazado por ellos, lo que originó una investigación por parte de la dependencia.

Tras una revisión en la citada comunidad, se encontraron los restos del animal, que fueron trasladados a la Unidad de Manejo Ambiental El Pochote, en donde se conservará para la presentación de la denuncia penal.

El jaguar es una especie nativa del sur de Veracruz, adorado por olmecas y popolucas, que en el siglo pasado fue reduciendo su presencia, por lo que fue incluido en la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010, en la categoría de especie En Peligro de Extinción.

Los inspectores federales ingresaron a Las Perlas con el Comité de Vigilancia Participativa de la localidad 24 de Febrero y autoridades del municipio de Jesús Carranza, encontrando en proceso de desecación al felino.

Se trató de una hembra joven, la cual tenía aproximadamente seis días de muerta y había sido herida con arma de juego en el costado del ojo izquierdo.

El personal actuante de la Profepa levantó el acta administrativa correspondiente, con lo que dictó el aseguramiento precautorio del cadáver que fue trasladado a una clínica veterinaria en donde se practicará la necropsia y el peritaje administrativo correspondiente.

La pena por cazar ilegalmente a un ejemplar de vida silvestre protegida como el jaguar es de uno a nueve años de prisión y multa de 50 a 50 mil unidades de medida y actualización.

Cabe señalar que apenas en agosto fueron rescatados dos monos aulladores de la comunidad La Laguna, del municipio de Acayucan, también el sur de Veracruz.

Los dos ejemplares presentaban visibles huellas de maltrato, ya que estas especies son utilizadas para traficar con sus crías.