Sociedad y Justicia

En Veracruz, sólo 0.03 por ciento de episodios de acoso sexual y hostigamiento laboral se denuncian

diciembre 05, 2017

En Veracruz no existen sentencias en contra del acoso sexual y el hostigamiento laboral. Conforme con las últimas estadísticas de la Alerta de Violencia de Género, se estableció que solamente 0.03 por ciento de los casos pusieron denuncia, informó el jefe de Departamento de Planeación de la Dirección de Buen Gobierno, Heroy Muñoz Gómez.

Explicó aun cuando hubo este 0.03 por ciento de casos denunciados por violencia sexual y hostigamiento laboral, ninguno tuvo una sentencia definitiva por parte de los jueces del Tribunal Superior de Justicia del Estado (TSJE).

"En Veracruz no existen sentencias en contra del acoso y hostigamiento sexual, porque no denuncian", indicó.

Agregó que al no haber sentencias o casos conocidos en el que el hombre acosador reciba un castigo, esto inhibe a las mujeres a no denunciar el delito.

"¿Cómo incentivas que las mujeres denuncien si no hay resultados en primera etapa? Luego (está) la cuestión cultural en la cual se considera que el hombre tiene una situación de mayor fortaleza o de mayor valor frente a las mujeres. Cuando son víctimas de hostigamiento laboral o acoso sexual son más vulnerables, pero la misma cuestión cultural hace que no denuncien", explicó.

El abogado consideró que si algunas pocas mujeres se presentarán ante la Fiscalía General del Estado (FGE) y ésta llegara a progresar para que se fuera a un juzgado del Poder Judicial, el resultado sería otro.

"Si las mujeres no denuncian acoso sexual y hostigamiento laboral, el hombre tampoco denuncia cuando es víctima. Es una situación cultural. Lamentablemente el acoso sexual se hace invisible porque piensan que un piropo, un comentario, un silbido, una palabra, un chiste, un tocamiento o acorralamiento; es una situación compleja que sigue creciendo si no se denuncia, por eso se debe visibilizar" señaló.

En tres años solo dos casos de acoso en el ayuntamiento de Xalapa

Del 2014 al 2017 se registraron dos casos de acoso sexual y dos de hostigamiento laboral en el ayuntamiento local, según el registro del Instituto Municipal de las Mujeres (IMM), pero posiblemente hubo más; sin embargo, las víctimas prefieren callar a poner una denuncia.

En conferencia de prensa, la directora del IMM, Yadira Hidalgo González; la regidora de la Comisión de Equidad y Género del ayuntamiento local, Ana Karina Platas Córdoba, y el jefe de Departamento de Planeación de la Dirección de Buen Gobierno, Heroy Muñoz Gómez, presentaron el "Protocolo para la Prevención, Atención y Sanción del Hostigamiento Sexual y Acoso Sexual en el ayuntamiento de Xalapa", a fin de motivar a las mujeres y hombres que son víctimas de estos delitos para que denuncien.

La regidora Karina Platas informó que las mujeres y hombres víctimas de acoso sexual y hostigamiento laboral desistieron de denunciar ante el IMM o la Fiscalía General del Estado porque "no se sentían cobijadas de que su asunto se iba a resolver o a manejarse de manera imparcial. Este protocolo es para que lo conozcan todos los funcionarios del ayuntamiento y cualquier trabajador de cualquier área para que ahora sepan a dónde pueden denunciar y quejarse y que serán atendidos".

En el caso de las dos víctimas de acoso sexual y dos de hostigamiento laboral, fueron cambiadas de área de trabajo a fin de evitar que continuaran cerca de sus compañeros de trabajo.

En este tipo de situaciones, dijo la directora, la persona que es acosada no lo dice, porque piensa que no le creerán. Por ello hace falta una red conformada por compañeros de trabajo en el que puedan platicar lo que sucede al interior de su área.

En la elaboración del protocolo participaron la Contraloría del ayuntamiento, el IMM, la Comisión Estatal de Derechos Humanos, la Sindicatura, Enlaces de Género, así como la regiduría Séptima a petición del presidente municipal Américo Zúñiga Martínez.

Al hacer uso de la voz, la directora del IMM dijo que el protocolo es una ruta para guiar a las víctimas del acoso sexual, en el que se les informa a qué dependencias de gobierno recurrir y denunciar.

En la presentación, Muñoz Gómez puntualizó que estos delitos no son denunciados derivado de que no existían los mecanismos o herramientas institucionales para que las víctimas, mujeres o hombres, denuncien y porque sus jefes no sabían cómo resolver la problemática.

"Al no tener la capacidad legal o institucional para llevar a cabo los procedimientos, las mujeres se sentían vulneradas y no seguían el proceso de la denuncia; también las autoridades no sabían cómo atender el acoso sexual. Lo que hacían los directivos era decirles, ‘ni tú te metes con esta persona y ni tú le vas a hablar’ y con eso terminaban el problema", dijo.

A partir de ahora, las víctimas podrán acudir ante la Contraloría Interna del ayuntamiento para denunciar, se hagan las investigaciones y en su caso poner sanción al victimario, que dicta el Código de Procedimientos Administrativos y la Ley de Responsabilidades de Servidores Públicos o la Ley Orgánica del Municipio Libre, que pueden ser desde un apercibimiento, una amonestación, suspensión.