Municipios

Lavida: Odebrecht no se ha ido de Veracruz; pretendería reanudar la presa en Jalcomulco

noviembre 27, 2017

La empresa Odebrecht continua en el estado de Veracruz al administrar el agua potable en el puerto de Veracruz y Medellín, así como un proyecto de hidrocarburo en el municipio de Nanchital y aunque tiene intereses de construir hidroeléctricas en Jalcomulco y Cosamaloapan, el gobierno del estado y los ayuntamientos tienen facultades que la ley les permite de impedir su expansión, informó el integrante de La Asamblea Veracruzana de Iniciativas en Defensa Ambiental (Lavida) Guillermo Rodríguez Curiel.

Al cuestionarle sobre las declaraciones en la comparecencia de la secretaria del Medio Ambiente Estatal, Mariana Aguilar, ante los diputados y diputadas locales, en el sentido de que no hay más proyectos de hidroeléctricas para Veracruz porque la empresa Odebrecht enfrenta litigios, el ambientalista afirmó que esta trasnacional no está fuera de Veracruz.

"Sigue y pensamos que en cualquier momento va a intentar revivir su proyecto estrella, que es el de la presa Jalcomulco y sabemos que no es una presa grande, sino una minihidroeléctrica, tampoco queremos minihidroeléctricas, sabemos que hay suficiente energía eléctrica en el país y no se requiere más energía, tener más energía implica más contaminación y elevar el calor en el cambio climático".

Afirmó que Lavida conoce el documento oficial de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en la que da a conocer que están programadas 110 hidroeléctricas para Veracruz, no sólo la cuenca de La Antigua, sino en Cosamaloapan y la cuenca del Filobobos.

Especificó que la CFE junto con la Comisión Nacional del Agua (Conagua) son los órganos que regulan las presas e insisten en que hay 110 proyectos en el futuro.

Recordó que Odebrecht pretende construir las hidroeléctricas en Jalcomulco con dos propósitos, traer agua a Xalapa y energía eléctrica que compraría el gobierno del estado y surtiría todas las oficinas de gobiernos federal estatal y municipal.

"Pero, como este negocio se le cayó a Duarte, le pagó con el sistema de agua potable de Veracruz y Medellín que Boca del Río no aceptó. Pero éste ya privatizó su sistema de agua esta semana a una empresa española", señaló.

Dejó en claro que finalmente Odebrecht no está fuera de Veracruz porque administra el sistema de agua potable de esa zona conturbada y está presente en Nanchital con la empresa Brankesht, que recientemente tuvo una fuga de gas que provocó desalojaran a los niños de las escuelas, en el sur de Veracruz.

Rodríguez Curiel informó que hay cuatro leyes federales por encima de la legislación local, que es la Ley Minera, la Ley Nacional de Hidrocarburos, la Ley de Agua y la Ley Federal de Zonas Especiales Económicas.

Sin embargo, todavía la Constitución mexicana no se reforma, por lo que los gobiernos de los estados y ayuntamientos tienen facultades para decidir el uso de cambio de suelo. "Esa prerrogativa no la han perdido, es por eso que en esta ocasión el gobierno del estado en el caso de la minera Caballo Blanco dijo que no, porque todavía tiene esa facultad del cambio de uso de suelo y la licencia de construcción, es decir todavía hay huecos en la ley que permiten a los estados y municipios moverse y decir ‘no’ a esos proyectos de muerte, tiene que imponerse porque al final de cuentas el estado y los municipios tienen autonomía", finalizó.