Sociedad y Justicia

Educación en México, de las peores de AL; incidió integración a OCDE

octubre 27, 2017

Orizaba, Ver.- El sistema educativo mexicano ocupa uno de los últimos lugares de calidad en América Latina. Su integración en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) sólo beneficia a los consorcios educativos privados y desmanteló la educación pública, considera Ramón Tepole representante de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en la zona.

Por las condiciones en las que se encuentra la educación en nuestro país, señala, claro que estamos en uno de los últimos lugares en América Latina, expresa de entrada, pero a la vez señala que esta posición se debe especialmente a que la OCDE impuso modelos internacionales y no se siguió un proyecto propio de educación, esas condiciones son las que afectan a la educación en México, son las que incluso frenaron un probable desarrollo.

La calidad de educación pública del país, se ubica en los últimos lugares de América Latina, "sobre todo cuando se sigue un modelo universal que no considera las necesidades y contextualizaciones que tienen cada región del país, sobre todo las indígenas y es cuando sobreviene los problemas educativos".

Incluso la Unesco presenta un informe en donde se resalta que los maestros del país son eximidos del desastre educativo, "y tiene toda la razón porque al final del día los docentes sólo somos operadores de una política deliberada que tiende a formar mano de obra, que no sea pensante, tampoco reflexiva, que haga pero que no diseñe, entonces todo esto forma parte de un proceso generalizado de construir mano de obra barata para que sea empleada con bajos salarios. Eso es lo que estamos formando en la educación pública", según señala.

El mismo modelo educativo, explica, "solo nos convirtió en maquiladores de mano de obra barata, porque en los centros de organización mundial y financieros, "en donde se forman los proceso de conocimiento requieren de esa mano de obra que es muy barata y por eso los países del tercer mundo o subdesarrollados son los que nos encargamos de formar a esa mano de obra esclavizada".

La integración de México a la OCDE es perjudicial porque no estamos en los mismos niveles de desarrollo que conforman esa agrupación financiera, la educación forma el papel de formar mano de obra y el estar en esas agrupaciones lo único que permite es mantenernos como una nación maquiladora sin la oportunidad de crecer y salir del subdesarrollo como estamos actualmente. Sólo basta ver las condiciones en las que se encuentran las instalaciones educativas, ya no únicamente en las zonas serranas, sino incluso en las ciudades, esa es la realidad en la que nos metió el neoliberalismo, que sólo benefició a unos cuantos y perjudicó a millones de mexicanos. Eso son los resultados de 30 años de este modelo económico que tanto daño ha hecho a los mexicanos".