Sociedad y Justicia

Difícil, que FGE identifique todos los cuerpos que prometió; oculta manejo de fondo: ONG

octubre 03, 2017

Los padres y madres de personas desaparecidas dudan de la promesa de la Subsecretaría de Derechos Humanos y la Fiscalía General del Estado (FGE) de identificar casi 300 restos encontrados en predios de Colinas de Santa Fe en el puerto de Veracruz y El Arbolillo en Alvarado, como se prometió en marzo de este año.

El 30 de marzo, Campa Cifrián dijo que la Policía Científica de la Policía Federal, en coordinación con la Procuraduría General de la República (PGR), encabezarían la identificación de los 253 restos humanos localizados en Santa Fe, y de los 49 restos en El Arbolillo y los resultados se darían a los familiares en 180 días, los cuales se cumplieron el 30 de septiembre.

El subsecretario de Derechos Humanos citó a los integrantes de colectivos de personas desaparecidas el día 5 de octubre, y luego lo pospuso para el próximo 13 de octubre, a fin de darles a conocer los resultados obtenidos.

La integrante de Colectivo Solecito Veracruz Lucía Díaz Genao explicó que la identificación de los cuerpos localizados en Santa Fe "es una confronta muy complicada", porque tendrían que analizar también toda las muestras sanguíneas que dieron los familiares de personas desaparecidas para de ahí obtener datos.

"Eso es prácticamente imposible. Lo que ellos tuvieron que haber dicho es que iban a tener los perfiles procesados, sin embargo, no creemos que lo tengan todo y todavía es peor, porque los perfiles referenciales que se le tomaron a los familiares fueron más de 2 mil, no creemos que se haya procesado la mayoría", informó.

Los familiares coinciden en que el trabajo de la Dirección de Servicios Periciales de la FGE "está rezagado en extremos, es una de las preocupaciones más graves que tenemos, no se han hecho los perfiles, la gran mayoría. Periciales tiene un laboratorio genético que puede utilizarlo, pero si no tiene reactivos, no lo puede hacer, ese es el problema, que no tienen recursos para reactivos, eso nos preocupa", expuso Díaz Genao.

Mencionó que hay un video donde dice Winckler Ortiz que hay un fondo de 36 millones de pesos, para los trabajos de la Dirección de Periciales, pero ahora informó que sólo se cuentan con 20 millones de pesos y de ahí compraron un georradar, el cual se utiliza para buscar en la tierra restos humanos.

"No son muy efectivos, se requiere de ciertos suelos para encontrar, ellos compraron uno y es lo único que sabemos que hayan comprado". Dijo que de nada sirve que las familias hayan dejado su muestra de sangre a la FGE, porque mientras no se procese en un laboratorio, se sigue sin tener la información genética, por ello se necesita la compra de reactivos.

Parte de la ineficiencia de Servicios Periciales, adujo Lucía Díaz Genao, es que ya tomaron más de 2 mil muestras a los familiares que reclaman desaparecidos de los cuales han procesado como 200.

"Si no se lleva al laboratorio, no se hace el proceso del perfil y no se hace la confronta con los perfiles de los hallazgos en Santa Fe y se hace el perfil de la persona en vida, que es el perfil referencial, porque muchísimos familiares donaron su perfil, pero no tenemos la lista de los marcadores de esa persona, por eso me preocupa que ellos estén hablando de identificación cuando ni siquiera tienen las muestras procesadas.

Fosas comunes de panteones, con el mismo desorden que dejó JDO

La representante del Colectivo Solecito acusó que en las fosas comunes de los panteones municipales, como el caso del puerto de Veracruz, continúa "el desorden total", porque de los restos que hay ahí enterrados no se tienen los perfiles genéticos.

"El rezago es terrible y es general porque los panteones con fosas comunes, que están en un desorden total y no se está trabajando en poner orden, hay un panteón en Veracruz que tiene 3 mil y pico de personas en calidad de desconocidas.

Lea la nota completa en el sitio www.jornadaveracruz.com.mx