Municipios

SPC: lluvias de por sí tienen en alerta la zona centro y Katia aumenta expectación

septiembre 07, 2017

Orizaba, Ver.- Los municipios de la zona centro del estado ya se preparan para recibir los probables embates de Katia, el huracán categoría 1 que amaga con afectar a por lo menos 125 municipios del estado, según datos del gobierno de Veracruz; en la región los efectos de las lluvias, ajenas al meteoro, de por sí ya habían puesto en alerta a las autoridades municipales e incluso la tarde de este miércoles los caudales de los ríos Orizaba y Río Blanco registraron un crecimiento notable que puede ser el aviso de lo que sucederá en las siguientes 72 horas.

El enlace de la Secretaría de Protección Civil (SPC) en la zona centro del estado, Luis Palma Déctor, señala que tras el anuncio que hiciera el gobernador, Miguel Ángel Yunes, se reforzaron las medidas "que de por sí ya se habían tomado en la zona por las lluvias". En la zona se espera que en las siguientes 48 horas se incrementen las precipitaciones pluviales.

La zona más crítica para esta región se tiene en las faldas del Pico de Orizaba, debido a que ahí nacen los ríos más importantes que cruzan esta territorialidad. La tarde de este miércoles y tras una intensa lluvia en el municipio de La Perla y en la parte alta de Nogales, los ríos Blanco y Orizaba registraron una crecida en sus niveles. El hecho provocó además de expectación entre la población, la alerta de los grupos de auxilio.

No pasó a mayores, según confirmó el mismo funcionario estatal. Pero en las siguientes horas fenómenos como estos se pudieran repetir, sobre todo porque Katia traerá mucha lluvia, más que vientos y si la ruta marcada no varía, habrán bastantes precipitaciones que además de hacer crecer los ríos, provocan la posibilidad de crear anegaciones en las zonas urbanas de los municipios de la región.

Desde este miércoles los comités de Protección Civil en cada municipio se encuentran en sesión permanente para actuar en caso de alguna contingencia.

Los pronósticos indican que aun cuando Katia entre muy al norte del estado, va a provocar que por lo menos en las siguientes 48 horas las precipitaciones sean más intensas, "y con ello los riesgos aumentan". Las zonas más difíciles son los municipios de las sierras del Pico de Orizaba y de Zongolica.

Familias pobres, las más desprotegidas

Los siguientes cinco días serán cruciales para las familias más pobres de esta zona. Las ininterrumpidas lluvias que desde hace una semana azotan en la región y la amenaza de más precipitaciones, provocadas por el huracán Katia, agravan más las posibilidades de más y mayores inundaciones en la cabecera municipal y deslaves en las comunidades alejadas. El escenario se pinta difícil en las horas por venir.

El problema de las lluvias en la serranía se agravó desde hace una semana. El inicio del mes trajo consigo un incremento importante en las precipitaciones pluviales. Sólo bastaron 12 horas de lluvia para que se formara la primera inundación en la cabecera municipal de esta ciudad y de ahí el problema ha ido en crecimiento.

Hasta la tarde de ayer miércoles se contaban al menos unas 25 familias desalojadas de sus viviendas, según el reporte de la Unidad Municipal de Protección Civil. El nivel del agua, en las zonas inundadas, lejos de disminuir se incrementó e incluso en algunos casos se extendió a otras zonas y provocó deslaves en los tantos caminos vecinales que sirven de enlace a las comunidades y otros municipios.

Por las condiciones en las que se encuentra la cabecera municipal así como el resto de la ciudad, a Zongolica se le puede considerar como zona de alto riesgo e incluso la maquinaria pesada será enviada a esta zona alta del municipio para poder remover los deslaves que han incomunicado a una parte del territorio.

Dulce María García López diputada local por el distrito con cabecera en Zongolica hizo el llamado a la población que se encuentra en las zonas de alto riesgo a que acaten las medidas de prevención. "No es seguro que las familias se queden en sus domicilios, mientras que Protección Civil sigue trabajando en las afectaciones por deslaves en carreteras y caminos de acceso a diversas comunidades", pero este escenario se puede transformar aún más complicado por dos simples razones: primero porque las lluvias no han cesado y se agravan las inundaciones pero además la presencia del huracán Katia y su probable afectación al centro del estado va a traer más agua a esta zona.

Y es que en este municipio, los desagües en su mayoría son naturales, se trata de flujos formados por la misma naturaleza pero la presencia del hombre y su falta de cultura en el desecho de basura provoca que "los sótanos" se llenen de basura y con ello se construyan los escenarios propicios para las inundaciones.

"En esta zona, desde hace una semana, no ha habido una sola tarde-noche en la que no llueva. Eso provoca que las inundaciones no sólo continúen, sino que además amenacen con extenderse a otras colonias e incluso alcanzar el centro del municipio".