Política

Caen tres ex policías por desaparición forzada, por primera vez en el estado

junio 21, 2017

Por primera vez en la historia de Veracruz, tres ex policías estatales fueron imputados con el delito de desaparición forzada de personas en agravio de José Eduardo de la Cruz Caballero, quien fuera sustraído junto con el cantante de La Voz México, Gibrán Martiz, pero a diferencia de éste, nunca más apareció desde enero de 2014.

La Fiscalía General del Estado (FGE) les imputó el delito por el cual podrían alcanzar una pena de 45 años de prisión, pues los señaló de ser los autores materiales de la desaparición forzada, dejando entrever que el próximo domingo en la audiencia de vinculación a proceso se dará a conocer el nombre del mando superior que les ordenó tal delito, según algunas versiones, el ex secretario de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita.

Se trata de Mauricio Ramírez Santiago, Iván Cortés Espíritu y José Luis Pérez Vela, quienes permanecerán un año de prisión preventiva en lo que se concluye la investigación y se celebra el juicio. Familiares de los tres ex policías que llegaron afuera del Juzgado de Control en Pacho Viejo les pidieron que digan el nombre de quién les ordenó con engaños detener a Gibrán Martiz, a Eduardo de la Cruz y a un menor de edad, para que de esta forma puedan alcanzar su libertad.

De acuerdo con padres y esposas de los ex policías, ellos les narraron que dicha detención la hicieron por instrucciones superiores, quienes les pidieron detener a unos "delincuentes" pero aseguraron que los uniformados ni siquiera sabían de quiénes se trataban y únicamente cumplieron con llevarlos a las instalaciones de la Academia de El Lencero, tal como se les instruyó.

La imputación estuvo a cargo del fiscal especializado en Desaparición de Personas, Luis Eduardo Coronel Gamboa, quien narró que el 7 de enero de 2014, alrededor de las 3 de la tarde, ocho elementos policiacos llegaron fuertemente armados a bordo de tres patrullas y un carro particular a un domicilio ubicado en la calle Ferrocarril Interoceánico, en la ciudad de Xalapa.

De ahí sacaron de su domicilio y detuvieron al cantante de La Voz México, Gibrán Martiz y a un menor de edad, quienes al paso de las semanas aparecieron muertos, así como a José Eduardo de la Cruz Caballero, de quien hasta el momento se desconoce su paradero. Precisó la participación que tuvo cada uno de los elementos policíacos y cómo al final fue llevado Eduardo de la Cruz en un vehículo gris con vidrios polarizados a un rumbo desconocido.

Por tales acontecimientos y debido a que nunca reportaron la detención de José Eduardo de la Cruz y hasta el momento no existe registro oficial de dicho operativo, se constituye el delito de desaparición forzada de persona, por el cual podrían alcanzar hasta 45 años de prisión.

La Fiscalía General dejó en claro que los tres policías detenidos son los autores materiales del delito, y que todavía falta la detención de quién o quiénes fueron los autores intelectuales de la desaparición de Eduardo de la Cruz Caballero.

Tras la imputación de los hechos, la juez de control Alma Aleyda Sosa Jiménez determinó avalar fijarles un año de prisión preventiva, en lo que se concluye la investigación. Previamente, los ex policías detenidos argumentaron haber sido detenidos con engaños, golpes y amenazas, con lo cual acusaron les fueron violados sus derechos humanos, sin embargo en los certificados médicos presentados por la Fiscalía General se estableció que no había ningún tipo de lesiones, salvo en uno de ellos en las muñecas, debido a que se resistió al arresto y se utilizó la fuerza en su contra.