Política

Protesta simultánea en varias ciudades contra las recientes agresiones a los periodistas

abril 02, 2017

Poza Rica, Ver.- Comunicadores a lo largo y ancho del estado participaron en una manifestación simultánea para exigir fin a la violencia en contra de los periodistas, que en los últimos años arroja un saldo de 21 periodistas asesinados, cuatro desaparecidos y una cantidad no cuantificable de agresiones diversas, entre las que destacan acoso, golpes, criminalización y malas condiciones laborales para el ejercicio de su profesión.

En Poza Rica, los periodistas se reunieron en la explanada del Palacio Municipal, desde donde avanzaron hacia el centro de la ciudad a través del bulevar Adolfo Ruiz Cortines hasta entroncar con el bulevar Lázaro Cárdenas y así llegar a las instalaciones de la Unidad Integral de Procuración de Justicia del Séptimo Distrito (UIPJ), donde colocaron 21 veladoras encendidas en reclamo de justicia en los casos de los comunicadores asesinados durante las últimas tres administraciones estatales.

En este municipio, los periodistas que han perdido la vida en los últimos años son Raúl Gibb Guerrero, propietario del periódico La Opinión y Manuel Torre, ex corresponsal de TV Azteca Veracruz. También se cuentan las agresiones en contra de Macario Agustín García, por parte del ex diputado federal Gaudencio Hernández Burgos, sin que hasta el momento la autoridad haya ejercido llamado a presentar al también ex dirigente magisterial.

Además han sido víctimas de agresiones durante coberturas las reporteras Noemí Céspedes y Janet Gómez, así como el ataque contra las instalaciones del semanario Presente. Desde 2012 y hasta la fecha se desconoce el paradero del reportero Miguel Morales.

Esta situación de violencia se repite una vez más con el atentado cometido en contra del jefe de redacción del periódico La Opinión, Armando Arrieta Granados, a quien las heridas producidas por cuatro impactos de bala lo mantienen en observación médica en terapia intensiva.

Acostumbrados a ser testigos de múltiples manifestaciones y protestas por parte de diversos sectores de la población, agrupaciones, organizaciones civiles y políticas, esta vez los comunicadores fueron los protagonistas de la marcha que cruzó el centro de Poza Rica para hacer conocer a la sociedad el repudio generalizado en contra de la violencia hacia el gremio.

La convocatoria se replicó en varias ciudades del estado, entre ellas Álamo-Temapache, Acayucan, Minatitlán, Córdoba y Papantla, donde los periodistas se manifestaron de manera simultánea en este mismo sentido. "Si no pueden, renuncien", era la leyenda en una de las pancartas, haciendo patente el reclamo hacia las autoridades ministeriales para que investiguen las agresiones y se actúe hacia quienes han atentado contra la integridad de los periodistas, cuyos casos permanecen en total impunidad.

El periodista y académico Luis Navarro puntualiza que esta escalada de violencia contra el gremio se arrastra desde la administración estatal anterior, por lo que se exigen las garantías para el ejercicio del periodismo. Dijo que una democracia no se puede entender sin el ejercicio del derecho a la libertad de expresión.

"La intención de los compañeros es expresar nuestro repudio a la violencia y exigir que ninguno de los casos quede impune, que es uno de los grandes problemas de la impartición de justicia en Mexico", enfatizó el comunicador.

De igual forma, la reportera Jazmín Morales, expresa que la libertad de expresión es más una utopía en esta entidad, al estar presente en el discurso político pero alejada del ejercicio cotidiano, no hay garantías para los periodistas y eso ha propiciado que algunos tengan que salir exiliados y otros más dedicarse a otra actividad.

"No estamos a salvo ejerciendo el periodismo aunque se hable de la libertad de expresión. Realmente tenemos que cuidar lo que se dice u escribe, estamos siempre vigilados". Añade que la violencia se ha vuelto, lamentablemente, algo muy normal en Veracruz.

Verónica Alejandre comentó que las autoridades no han cumplido con su obligación de garantizar la seguridad de quienes ejercen el periodismo; externó que en Veracruz no existe el Estado de derecho y eso provoca que los comunicadores se encuentren vulnerables a cualquier tipo de ataque.

"El día que se combata la corrupción y se garantice la seguridad para todos los ciudadanos, podríamos tener un panorama diferente; mientras tanto, los periodistas tenemos que trabajar unidos, cuidarnos unos a otros y hacerlo bajo cautela", puntualizó.

Asimismo el reportero Isaías García Pérez, con una trayectoria de más de 37 años, considera que por sí misma, la profesión es muy difícil de ejercer; los periodistas sirven continuamente como portavoces de las necesidades de la población y de las injusticias que se cometen, lo que puede ser mal visto por quienes están detrás de estos hechos.

Protestan en Córdoba

Con vestimenta blanca, reporteros de Córdoba se sumaron a la protesta pacífica que se realizó de manera simultánea en todo el estado a fin de exigirle a las tres órdenes de gobierno que de las garantías necesarias a los comunicadores para ejercer este oficio que se ha visto empañado de luto y sangre.

Fue mediante mensaje de texto que se replicó la invitación a periodistas de esta ciudad, quienes se congregaron en la explanada del parque 21 de Mayo portando cartulinas con consignas que pedían un alto a la inseguridad.

Los reporteros marcharon por las principales calles de la ciudad también para exigir respeto al gremio y la labor que desempeña. Y es que ante el clima que impera de abandono al gremio, solicitaron a las autoridades su respaldo puesto que a la fecha no ha habido resolución a la mayoria de los asesinatos, esto muy a pesar de que los casos han sido atraídos por la Federación.

Tras caminar en silencio por las principales calles de la ciudad, periodistas hicieron un alto para mostrar por escrito su preocupación por lo que está sucediendo.