Sociedad y Justicia

Se exacerbó la violencia en el estado en los últimos diez meses, señalan budistas

marzo 23, 2017

La crisis de violencia, injusticia, carencia y desigualdad ha incrementado en los últimos diez meses en Veracruz y México, expuso en conferencia Bhikkhu Nandisena, abad del monasterio budista Ohamma Vihara.

Hace diez meses, refirió el abad, visitó la entidad para participar en un Foro de Derechos Humanos al lado del padre Alejandro Solalinde Guerra. Sin embargo, a menos de un año, la inseguridad han empeorado visiblemente, se ha sabido de la exacerbada violencia en el estado, de secuestros, ejecuciones y desaparición de personas, los hallazgos de fosas clandestinas con cientos de cuerpos, revelan una violencia inimaginable.

Según el budismo, en la mente y conciencia de cada individuo habitan dos "guardianes del mundo", se trata de la vergüenza moral y el miedo moral, que son los que frenan a los seres de cometer malas acciones.

El problema es que cada vez esos "guardianes del mundo" están más ausentes de las personas, y uno de los grandes fomentadores de ello es la impunidad, ya que no puede haber miedo moral si no hay sanción a las malas acciones de ahí es que haya más inseguridad. "Si esos guardianes del mundo están ausentes en los seres, van a cometer transgresiones éticas, las personas se corrompen, pues no hay frenos morales sino absoluta indiferencia por los demás".

Bhikkhu Nandisena enfatizó que hay una crisis ética a nivel mundial, y ello se refleja en México y Veracruz, de manera lamentable, porque también hay indiferencia por el prójimo, por los demás.