Política

Petroleros llaman a combatir venta de reservas nacionales

noviembre 23, 2016

Coatzacoalcos, Ver.- La disidencia petrolera iniciará una serie de manifestaciones para evitar que se vendan "al mejor postor" los contratos para la extracción de petróleo en aguas profundas, ya que las trasnacionales se quedarían con los proyectos por 35 años.

La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) emitiera las bases de licitación para la extracción de 10 mil 537.2 millones de barriles de petróleo de reservas probadas en el Golfo de México, este anuncio alertó a los cientos de trabajadores petroleros que esperan que Pemex aproveche estos proyectos para aumentar su carga de trabajo.

La Unión Nacional de Técnicos y Profesionistas Petroleros (UNTyPP) fijó su postura y dijo que está en contra de que se le entreguen proyectos viables a la iniciativa privada, bajo los nuevos esquemas de contratación que le permite la reforma energética.

Detallaron que la Etapa 4 de la Ronda 1 (R-1.4) para aguas profundas y ultraprofundas, es la continuación de la política para entregar las reservas petroleras a grandes empresas trasnacionales.

"Ante un panorama internacional adverso, derivado de recortes de inversiones, guerra de petroprecios, caos e incertidumbre, el gobierno continua su carrera desenfrenada para despojarnos de nuestro petróleo, en un desesperado intento por asegurar la participación de las grandes petroleras que lo desdeñaron en las primeras etapas de la Ronda 1".

La UNTyPP refiere que la entrega de estos proyectos de la Ronda 1, busca dejarles abierta la puerta a estas grandes empresas, aun cuando no exploten los yacimientos de manera inmediata. Exponen que las condiciones del petróleo son adversas en todo el mundo y las empresas que ganan las licitaciones tendrán un periodo de 35 años para iniciar la explotación, aunque los tiempos no les convengan a los mexicanos.

"Se han registrado 31 empresas, al mes de agosto, de acuerdo a la información publicada por la CNH, que quieren, desde ahora, asegurar la propiedad y el control de estos recursos estratégicos y explotarlos cuando mejor les convenga, en un claro ejercicio de especulación y además se convertirán en factor de poder en la geopolítica petrolera, mientras México quedara marginado de la toma de decisiones".

De acuerdo a las estimaciones de la Secretaría de Energía (Sener), existe un enorme potencial de recursos prospectivos en las aguas profundas –10 mil 537.2 millones de barriles de petróleo crudo equivalente– que se entregará a la trasnacionales.

La Comisión Nacional de Hidrocarburos emitió las bases de la subasta R-1.4, la cual se compone de 10 campos de exploración de aguas profundas, en una extensión de 23,835 Km2 , en la modalidad de contrato de licencia (concesiones) por un periodo de 35 años.

Por tal motivo las agrupaciones petroleras a través de la UNTyPP anunciaron una movilización nacional el 5 de diciembre en la Ciudad de México para exigir al gobierno federal que frene estas licitaciones.