Política

Maestros celebran su día con marchas; exigen respeto a los derechos laborales

mayo 16, 2014

“Este día no es de lucha es día de protesta”, así celebraron el 15 de mayo los docentes del Movimiento Magisterial Popular Veracruzano (MMPV), quienes marcharon desde el Teatro del Estado a la Plaza Lerdo, donde cerraron por varias horas la calle de Enríquez, en protesta por la reforma educativa, las violaciones a los acuerdos con el gobierno estatal, y entregaron un documento al gobernador Javier Duarte en donde acusan que en la Secretaría de Educación de Veracruz (SEV) que hay violaciones a sus derechos, por eso piden respeto a la jornada laboral de 20 horas en primarias y educación especial o pago de horario extra, permanencia en el trabajo y pago de guarderías.

Con gritos en contra de los dirigentes sindicales, dejaron claro que la lucha sigue, porque en la SEV dijeron a través del oficio emitido al gobernador del estado, se les violan derechos laborales ya adquiridos en la leyes, por lo que pidieron respeto a la jornada laboral: Los cursos sabatinos, evaluaciones, y reuniones fuera de horario laboral, son contrarios a la Ley Federal del Trabajo, artículo 153-E, por eso piden que se hagan dentro del horario de trabajo y si se hace fuera del horario se pague el horario de capacitación y evaluación.

También exigen que los instructores sean profesionales en la materia o certificados en apego al artículo 153 B de la Ley Federal del Trabajo ya que ahora, con las evaluaciones serán penalizados con separación del servicio docente, lo mismo si no se asisten a los cursos o capacitacipnes, readscripción o baja de salario, según el caso.

De la doble plaza e incremento de horas de acuerdo a la Ley con la que entraron a trabajar y no la reforma educativa, debido a que de manera directa a partir del 15 de mayo de 2014 ya no podrán los trabajadores a través de los sindicatos proponer en las vacantes definitivas o de nuevo ingreso como lo establece la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado (LFTSE) en su artículo 62 en el capítulo de la Comisión Mixta de Escalafón y en contra del artículo 154 de la Ley Federal del Trabajo sobre el derecho de preferencia.

Por ello, señalan “el gobernador ha expresado que la Ley de Educación de Veracruz no afecta derechos laborales”, por eso le solicitaron “dé por escrito el fundamento que tiene, en donde se garantice que los maestros a través de sus sindicatos podrán seguir disponiendo del 50 por ciento de las vacantes definitivas como lo establece la Ley mencionada”.

En cuanto a la permanencia en el trabajo, señalaron que la SEV actualice los salarios de los trabajadores ante el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste) y le dé en tiempo y forma las aportaciones correspondientes. Enviándose al trabajador la fecha en la que se hizo y la copia correspondiente, para que el Instituto esté en mejores condiciones económicas de manera más puntual con la cotización del trabajador y se esté en mejor posición de expedir incapacidades.

Así decían a través de una lona “Ley de Educación ‘Jarocha’ inconstitucional”: El trabajador activo puede ser separado sin cargo a la SEV; otra más en rojo y negra “Responsabilidad histórica, reconquistar derechos laborales del magisterio nacional”. Maestros que vinieron del sur, de la zona de Coatepec y Xalapa.

Además pidieron homologación de crédito a la vivienda a quienes cotizan al Instituto de Pensiones del Estado (IPE), pago de guarderías, lentes, pago oportuno de salario y prestaciones; blindar el salario por fraudes de casas comerciales; homologación positiva de prestaciones con maestros del país; gestoría en SEV con sindicatos, sin sindicatos o a pesar de sindicatos.

Asimismo dijeron que los más de 20 mil amparos que se han interpuesto no han sido desahogados y que de no obtener una respuesta favorable, lo que sigue es acudir ante las instancias internacionales, ya que consideran que la reforma educativa lesiona sus derechos laborales y que esto viola los tratados internacionales a los que México está suscrito.