Política

Pagará Cotuco mínima parte por daños en inmuebles cercanos al túnel sumergido

enero 27, 2012

Coatzacoalcos, Ver.- En el primer trimestre del año la empresa que construye el túnel sumergido pagará por las afectaciones a los inmuebles cercanos, confirmó el regidor Edgar Brito Molina.

Ayer los vecinos afectados con las obras sostuvieron una nueva negociación con la empresa concesionaria para definir el monto y los plazos de los pagos, ya que muchas de sus casas presentan daños en techos y paredes.

Los afectados señalaron que sólo esperarán hasta el final del mes para que se llegue a un acuerdo o de lo contrario bloquearán los accesos de los trabajadores y la maquinaria, en tierra, como una medida de presión para que les resuelvan sus demandas.

El responsable de la comisión del túnel sumergido manifestó que están por concluir el padrón de las personas afectadas por los trabajos de edificación de esta obra para que la empresa comience a fijar los montos para el pago.

El edil confirmó que los vecinos están inconformes con los montos preliminares que les ofrecieron ya que algunos tienen estimaciones de hasta 40 a 50 mil pesos y la oferta máxima apenas supera los 6 mil 500 pesos.

“Ya estamos integrando un padrón real de afectados, detallando los daños casa por casa, negocio por negocio; el dinero de la fianza está ahí pero se debe seguir un proceso y de acuerdo con los vecinos afectados”, anotó.

De acuerdo con la estimación del municipio, existen entre 180 a 200 afectados ubicados en la colonia Esfuerzos de los Hermanos del Trabajo y Pescadores, en la cabecera municipal de Coatzacoalcos y la Villa de Allende.

A pesar del avance en la integración del expediente de afectaciones hasta el momento, el municipio no tiene una estimación completa del monto que tendrá que erogar la empresa afianzadora de la concesionaria Construcciones Túnel Sumergido de Coatzacoalcos (Cotuco).

Edgar Brito reconoció que la empresa ofrece pagos muy bajos por las afectaciones, pero señaló que el ayuntamiento lleva un seguimiento puntual desde el inicio de las obras y existen actas notariadas y fotografías que avalan el estado de cada uno de los inmuebles.