Política

Arresto de cibernautas nos iguala a China, Pakistán e Irak en libertad de expresión

septiembre 13, 2011

Miembros de la Academia Mexicana de Derechos Humanos y del Contingente MX señalaron que al encarcelar a dos usuarios de Twitter sin que hayan incurrido en un delito, el gobierno del estado ha metido a la entidad en “una republiqueta bananera”, y hace que el país se vea en el mundo como el censurador del Internet, lo que ha hecho que su estatus pase al color rojo, en una medición similar de Irak, Pakistán y China.

Jesús Robles Maloof, miembro de la Academia Mexicana de Derechos Humanos y del Contingente MX, que usa las tecnologías para la defensa de los derechos humanos, dijo que lo principal es que el gobierno del estado deje en libertad a los dos tuiteros y que asuma que cometió un error.

Sobre iniciativa para modificar al Código Penal y crear el delito de perturbación del orden público, señaló que en el derecho penal no hay cabida para aplicar una ley cuando en el tiempo que se cometió el delito no existía, “legislar para hechos concretos es manipular las instituciones del estado mexicano y en este caso sería una aberración concreta”.

Asimismo, refirió que en los hechos sucedidos hay suficiente evidencia de que el rumor existía en las calles antes de que fuera difundido en las redes sociales, es decir, no fueron creados por María de Jesús Bravo y Gilberto Martínez, sino por la situación de inseguridad, “la amenaza a los centros escolares de un hecho, de un vehículo quemado y tardíamente es subido a las redes, queda demostrado que incluso los gobiernos municipales y estatal participaron en el desalojo de los menores a través de la policía municipal y estatal y a través de los cuerpos de Protección Civil”.

El primer mensaje de Gilberto Martínez fue a las 11 horas, cuando ya habían transcurrido, incluso cuando el caos ya venía a menos, “el gobierno crea una teoría, de una supuesta red que planeaba el ataque y hoy no se sostiene la acusación desde el punto de vista jurídico y asumo que el gobierno del estado ha presionado y manipulado al poder judicial del estado de Veracruz para emitir esta sanción, por eso lo que le queda es retirar los cargos y la propuesta que comunidad de usuarios de redes sociales es que construyamos un mecanismo eficaz para avisar los hechos de violencia, un mecanismo eficaz proactivo y automoderado, y que aprendamos de este caso”.

En tanto, Daniel Genheson y activistas sociales, usuarios de las redes, dijeron que con el encarcelamiento de los dos tuiteros estamos en una “republiqueta bananera”, y las situaciones de violencia no se generan en las redes sociales sino la violencia está en las calles.

Roberto Rocha precisó que el gobierno menosprecia las manifestaciones de las redes sociales, “hacemos un llamado a los diputados y al gobierno, por este acto de censura del Internet y sus usuarios, México ha pasado de estar de un ambiente azul, que significa libertad en internet, a una alerta casi roja, que estamos equiparados a Irak, Pakistán y China, es una medición que señala censura de Internet y todo esto por el caso Veracruz”.